Ir al contenido principal

El equilibrista

Verás cuanto ofreciste o te ofrecieron
y todo volverá a dormir despacio.
Andrés Newman

Ese señor que se desplazaba por un cable que se balanceaba con una vara que le permitía nivelarse y con ello mantenerse en el cable, una marioneta que veíamos en el circo de hace muchos años, un “arte” que dejó de presentarse; un espectáculo que sólo queda en la memoria de algunos.

También aquella pésima novela de una autora uruguaya o paraguaya que trata de trasladarnos a París y mostrarnos los bamboleos para el equilibrio humano, pero no atina a presentar lo que desea o lo hace de manera tan desastrosa que sus personajes se derrumban.

También la obra en prosa del excelente poeta Andrés Newman que ahí, mezcla su capacidad narrativa con sus otras virtudes.  En fin creo que hasta un drama peliculesco se filmó con ese nombre.

Bueno, pues esto viene al caso ya que hoy está convocada una marcha y concentración en la plaza mayor de la ciudad de México o como decía uno de los grandes maestros del siglo pasado “en la plaza de todos los mexicanos” por cierto el mismo maestro  señalaba que “el humano es por naturaleza un equilibrista que trata de sortear la vida en medio del peligro y la desesperación” ese sabio maestro nunca se metió a la política a pesar de que como él decía “me han venido a endulzar el oído, diciéndome que el pueblo me reclama; pero no, sólo son ellos que creen ser el pueblo”  

Esa mega manifestación (pues además de la Plaza de la Constitución de Cadiz, habrá concentraciones en unas 50 ciudades de la república) será sin duda, otra muestra del disgusto social acumulado en algunos mexicanos desde hace unos 50 años, podrá convertirse en un catalizador que deje salir parte de la presión de manera controlada (como en olla exprés) o podrá convertirse en algunos casos en otra muestra “violenta” del ya incontenible malestar de esa parte de la sociedad que insatisfecha por lo que tiene y lo que observa que viene, simplemente “no le queda más que perder”  

Hoy se vence un plazo, uno que de manera clara fijaron hace unos días los convocantes y manifestantes de la jornada nacional por Ayotzinapa, hasta hoy le dieron al gobierno para presentar a los estudiantes normalistas desaparecidos hace un mes y el indolente gobierno simplemente parece no haber escuchado (aunque a lo mejor están dilucidando a quién le compete dar cumplimiento a la exigencia), ya ayer una asamblea interuniversitaria convocó a otra jornada nacional de paro para mostrar su enojo y un conglomerado de organizaciones sociales llamaron a un paro nacional de 72 horas.

La sociedad toda, guarda los equilibrios aunque ya hay fricciones serias entre grupos sociales antagónicos, la violencia ha escalado cada vez con mayor manifestación de intolerancia; sólo como muestra les diré que ayer en un transporte público dos ancianos (de unos 65 a 70 años) se enfrentaron en una acalorada discusión, entre si López Obrador convocaba a sumarse al paro nacional o no debía de meterse en cosas que no le importaban, ellos (a su edad) llegaron a las manos (no pasó de empujones); así que imaginemos a los jóvenes que hoy se reunirán en las plazas públicas nacionales.

La sociedad se ha convertido en un equilibrista y la vara parece ya no servir para la función circense que tenía destinada; los políticos (TODOS) siguen haciendo “equilibrios” en su cable (que está a punto de reventarse) para no caerse del alambre; pero de verdad, los EQUILIBRIOS SOCIALES hace mucho que se perdieron y hoy las fricciones pueden hacer estallar la bomba.

SALUD

Te recomiendo




Comentarios

Entradas populares de este blog

Moreno futuro de edoMex

Antes que cualquier cosa, esto no es una encuesta, tampoco está basado en conocimientos profundos y “serios” de la población de esa entidad federativa; es un simple análisis estadístico (muy fragmentado) a nivel sección electoral (hasta donde se puede) con datos del IEEM (que por cierto carece de una absoluta falta de ética y sistematicidad en la presentación de sus resultados electorales) desde 1990 y hasta 2015.
Después, para todos aquellos que hablan de voto duro de los partidos políticos (como si supieran de lo que hablan) les puedo decir que hay secciones electorales que en las tres elecciones 1996 Diputados locales, 1999 Gobernador y 2000 Diputados locales ganan los tres partidos políticos “mayoritarios” hasta con una diferencia de 25 puntos porcentuales entre una y otra; sin mayor explicación que la que ya señalé en Cuajimalpa, tierra del crimen organizado.
Empecemos por señalar que el edoMex es la entidad federativa con el mayor padrón electoral del país (por eso resulta tan imp…

A pagar los favores a los poderosos

Hace unas horas, ante la "escases" de combustible que se vive en el centro del país la SHCP "anunció" los precios que regirán el precio de la gasolina el año venidero (feliz 2017, para quienes tienen que cargar ese ahora valioso líquido y para los mexicanos que pueden comprar las cosas que se transportan con él)

En los noticieros matutinos los "estúpidos" conductores dijeron que es un incremento de entre el 14 y el 20 por ciento, pero para José Antonio Meade esto no es cierto, pues puntualiza: "es el 14% en la magna y del 20% es en la Premium, que casi no se usa" (lo que aunque no parezca es diferente) También puntualiza tan "excelso" economista que ese cambio en el precio "no causará una variación en los niveles de inflación ya que es un cambio de una sola vez" cuando hasta un estúpido abogado que escribe de economía como Luis Pasos está consciente que cuando aumenta la gasolina, sólo aumenta el precio de otra cosa que se llam…

¿De qué se sorprenden?

Cuando Fox andaba de campaña, de manera campirana, de forma común, en un lenguaje entendible nos dijo que los hombres del gobierno no eran dioses, los llamó rateros, les dijo víboras, los comparó con tepocatas (que para los que no lo sepan son las crías del renacuajo); su florido lenguaje lo hizo ser gracioso y hasta le ganó adeptos, pero su suprema ignorancia de la historia y hasta de temas comunes, nos permitió a nosotros poder decirle estúpido; Fox al hacer descender a los otros se hizo vulnerable a él mismo.
Cuando formó el gabinetazo, había entre sus integrantes algunos que ni su nombre sabían escribir, les platico de un subsecretario que se llamaba Oscar (y cuando se lo pronuncié me dijo no: Óscar (pues entonces hay que ponerle acento) también de un Director General que sus apellidos eran Ortíz Ortíz y cuando le explicabas que no iban tildados, te respondía que no era ideota (así)
En 2004 una secretaria (de ese gabinetazo) se jactaba de haber permanecido toda la noche esperando…