Ir al contenido principal

Hacia la “recuperación” de la credibilidad

Como si fuese cuestión de magia, hay un “equipo” de trabajo que realiza “análisis” de escenarios para la “recuperación” de la imagen y credibilidad de Enrique Peña Nieto, hay propuestas que van desde descabelladas hasta verdaderamente idiotas (que no viene de grande ideas) pero dejo aquí algunas de las que más o menos me platicaron con detalle:

Aplicación de la ley en actos vandálicos que lleguen a presentarse en manifestaciones públicas, aunque observan gran riesgo de que si se presenta una desgracia (muerte o lesiones graves) el efecto sea inverso; anuncio de un cambio de parte del gabinete, invitando a personajes de la “sociedad civil” (se barajean nombres como Miranda de Wallace o Alejandro Martí), pero también hacen notar que no hay mucha posibilidad de que haya un efecto de euforia por parte de algunos grupos de población e incluso que haya rechazo y mayores manifestaciones de descontento; detención y encarcelamiento de un personaje público (se piensa hasta en un gobernador o exgobernador) que vuelva a centrar la agenda en un “verdadero” combate a la corrupción (se puso en la mesa el nombre de Humberto Moreira) que parece ser un villano comúnmente aceptado y repudiado; destitución, detención y encarcelamiento de un equipo de funcionarios que estén defraudando al erario público (pero no encuentran ninguno hasta ahora) SALUD

Siguen “pensando” que el descontento social puede ser controlado con medidas paliativas o actos mediáticos, presentándose como “salvadores” aunque parte del “equipo” establece que debe ser un golpe de timón de una sola vez que impacte sobremanera a la comunidad (a toda la comunidad) hay otra parte que señala que es mucho más importante dirigir las baterías hacia los grupos inconformes; estos últimos se han atrevido a proponer un anuncio espectacular como la derogación de parte de las “reformas” estructurales o la integración de un “cuerpo colegiado” para la revisión de las mismas; una de las propuestas (que yo califico de idiota) es la convocatoria a congreso constituyente para tener entre septiembre y noviembre de 2016 una nueva carta magna.

Como dije ayer, los márgenes de maniobra de Peña Nieto se restringieron, la putrefacción del sistema político nacional y su connivencia con las estructuras criminales (ilegales y legales) que desde hace mucho tiempo han sangrado a México; los niveles de violencia que azotan amplias franjas del territorio nacional y la incapacidad de las fuerzas del orden público local y federal para hacerles frente; la percepción generalizada de impunidad que ahora hasta las televisoras señalan y sobre todo, la poca posibilidad de cambio en un plazo perentorio.  Hacen de la situación un verdadero caldo de cultivo para que se sigan presentando disturbios, para que escalen en temporalidad y violencia.

Además ya hay muestras (que nunca dejaron de estar presentes) de actos subversivos, que según la “inteligencia” nacional podrían “escalar” hasta ser incontrolables y representar para algunas capas de población y sobre todo para el capital, un gran riesgo que les haga abandonar el territorio y que ponen en riesgo la estabilidad de las “instituciones”  SALUD

Pues bien, parece que ya sólo falta que sus muy “ineficientes” analistas, lleguen a la conclusión que México ya tomó: RENUNCIE, pues no hay posibilidad alguna de recuperar la credibilidad.

SALUD

Te recomiendo:

Los militares ahora ante cortes civiles                




Comentarios

Entradas populares de este blog

¿De qué se sorprenden?

Cuando Fox andaba de campaña, de manera campirana, de forma común, en un lenguaje entendible nos dijo que los hombres del gobierno no eran dioses, los llamó rateros, les dijo víboras, los comparó con tepocatas (que para los que no lo sepan son las crías del renacuajo); su florido lenguaje lo hizo ser gracioso y hasta le ganó adeptos, pero su suprema ignorancia de la historia y hasta de temas comunes, nos permitió a nosotros poder decirle estúpido; Fox al hacer descender a los otros se hizo vulnerable a él mismo.
Cuando formó el gabinetazo, había entre sus integrantes algunos que ni su nombre sabían escribir, les platico de un subsecretario que se llamaba Oscar (y cuando se lo pronuncié me dijo no: Óscar (pues entonces hay que ponerle acento) también de un Director General que sus apellidos eran Ortíz Ortíz y cuando le explicabas que no iban tildados, te respondía que no era ideota (así)
En 2004 una secretaria (de ese gabinetazo) se jactaba de haber permanecido toda la noche esperando…

Desastre previsible

Hace ya más de un mes me atrevía a “pronosticar” con base en datos estadísticos, que Morena sería la beneficiaria de la crisis de credibilidad en edoMex, hoy, ya lejos de la información estadística y más cerca de la información política, primero el PRD ya “decidió” (muy forzado por las circunstancias) por Juan Zepeda, ex presidente municipal de Netzahualcoyotl, el PT va con Óscar González Yáñez y se registraron tres “independientes” entre ellos el expresidente estatal del PRI, Isidro Pastor Medrano y una empresaria de nombre Teresa Castell.
Todos ellos con muy pocas posibilidades de lograr un resultado favorable en el proceso electoral, de hecho, hay análisis que prevén que PT perderá su registro local y que colocan al PRD en quinto lugar.
La desesperación del PRI, se muestra con la “caravana” de funcionarios locales y federales repartiendo dádivas en Toluca y los municipios más poblados de la entidad, llegando incluso al ridículo de mandar a la güilota (gaviota); también se muestra en …

millennials y milleniums

Me acuerdo de aquel mensaje de “esperanza e ilusiones” transmitido por un presidente nacional del PRI, en el que tras el caso de Ayotzinapa; me acordé de el “ya sé que no aplauden” o del “ya me cansé” o del “mal momento”; me acordé de la Casa Banca; de la señora martita; me acordé de tantos improperios cometidos por esos gobernantes en las últimas dos décadas.
Vino a mi memoria el pequeño hombrecito de caldeRon y su devastadora política de guerra; vinieron a mi memoria tantos momentos “ilustres” de la actuación de nuestro cartel político nacional.
El 19 de setiembre, apenas unas horas después del movimiento telúrico, un joven (de no más de 25 años de edad <gracias Bosco>) con traje, corbata y zapatos de marca dijo algo así como “yo si me voy a ayudar a esa gente”; me impactó una muchacha (casi una niña <gracias Lau>) que en una esquina muy transitada por gente con dinero, en el periférico pasaba a “platicar” con los automovilistas (de sexo masculino y de más de 35 años) para…