Ir al contenido principal

Entre el Congreso, el peso, el petróleo y la inflación

Ya llegaron al Congreso de la Unión las propuestas de reforma legislativa enviadas por Peña Nieto y lejos de ser consideradas como un verdadero cambio, las fracciones parlamentarias del PAN anuncian que “no aceptan las culpas de la inactividad gubernamental” y consideran que aunque es necesario realizar modificaciones “no todo es culpa de la falta de legislación” es decir el aliado natural del gobierno, lejos de aparearse de manera natural con el gobierno, pone condiciones a la aprobación del “paquete” legislativo; nada que no pueda negociarse de manera civilizada y con tantitas ganas de que el gobierno abra parte de los negocios a los panistas.

En principio no les gustó mucho el asunto de desaparición de poderes municipales (pues claro) bajo argumentos absolutamente carentes de calidad moral; ellos que tienen en su poder administrativo poco más de la tercera parte de los municipios de este país (entre ellos algunos de los más ricos) y que desde ahí hacen negocitos con los presidentes municipales y algunas empresas de los amigos de unos parientes, se sienten agredidos ante tal situación.

Por otra parte el peso mexicano alcanza su nivel más bajo en más de cinco años y parece que esta vez no hay posibilidad de detenerlo, pues ya China anuncia (de manera inequívoca) una devaluación para hacer competitivo su mercado internacional; es decir para México, sólo queda un camino (el mismo camino que China) esa devaluación preocupa a Cartens que desde su caja de cristal en Banxico “ve riesgos de incremento de los niveles inflacionarios

Lo realmente grave es que el petróleo en el mundo pierde de manera acelerada (ya vale menos de 60 dólares el barril), aunque la gasolina alcanza en el mercado mexicano el precio más alto de la historia y en enero próximo (por cortesía de nuestros muy antentos legisladores) será la más cara del mundo, a pesar de nuestra riqueza petrolera, pagamos gasolinas más caras que en países en donde ni se produce petróleo o gasolina.

Así, un efecto negativo en el precio de la moneda nacional combinado con un efecto de alza en el precio del combustible, son un muy explosivo detonador de inflación y un escalamiento de la devaluación.

Ya parece que la navidad está bastante opacada para una parte importante de la población mexicana, pero parece que en el corto plazo hay un gran desplome del precio del peso mexicano (sólo para que unos cuantos puedan hacer negocios) y con ello mayor depresión social ante “las fiestas
Esa devaluación que hoy ya alcanza cerca del 6% afectará de manera irremediable los precios internos (aunque ya no afectará de manera sustancial la inflación de 2014) y afectará la capacidad de los hogares mexicanos para festejar.

Sin embargo, ya poco, muy poco margen de operación tiene la “administraciónpeñeja para cohesionar la ya de por sí erosionada confianza nacional.

Así que a prepararse para una triste navidad y un cruento cambio.

SALUD

No dejes de ver:








Comentarios

Entradas populares de este blog

Moreno futuro de edoMex

Antes que cualquier cosa, esto no es una encuesta, tampoco está basado en conocimientos profundos y “serios” de la población de esa entidad federativa; es un simple análisis estadístico (muy fragmentado) a nivel sección electoral (hasta donde se puede) con datos del IEEM (que por cierto carece de una absoluta falta de ética y sistematicidad en la presentación de sus resultados electorales) desde 1990 y hasta 2015.
Después, para todos aquellos que hablan de voto duro de los partidos políticos (como si supieran de lo que hablan) les puedo decir que hay secciones electorales que en las tres elecciones 1996 Diputados locales, 1999 Gobernador y 2000 Diputados locales ganan los tres partidos políticos “mayoritarios” hasta con una diferencia de 25 puntos porcentuales entre una y otra; sin mayor explicación que la que ya señalé en Cuajimalpa, tierra del crimen organizado.
Empecemos por señalar que el edoMex es la entidad federativa con el mayor padrón electoral del país (por eso resulta tan imp…

A pagar los favores a los poderosos

Hace unas horas, ante la "escases" de combustible que se vive en el centro del país la SHCP "anunció" los precios que regirán el precio de la gasolina el año venidero (feliz 2017, para quienes tienen que cargar ese ahora valioso líquido y para los mexicanos que pueden comprar las cosas que se transportan con él)

En los noticieros matutinos los "estúpidos" conductores dijeron que es un incremento de entre el 14 y el 20 por ciento, pero para José Antonio Meade esto no es cierto, pues puntualiza: "es el 14% en la magna y del 20% es en la Premium, que casi no se usa" (lo que aunque no parezca es diferente) También puntualiza tan "excelso" economista que ese cambio en el precio "no causará una variación en los niveles de inflación ya que es un cambio de una sola vez" cuando hasta un estúpido abogado que escribe de economía como Luis Pasos está consciente que cuando aumenta la gasolina, sólo aumenta el precio de otra cosa que se llam…

¿De qué se sorprenden?

Cuando Fox andaba de campaña, de manera campirana, de forma común, en un lenguaje entendible nos dijo que los hombres del gobierno no eran dioses, los llamó rateros, les dijo víboras, los comparó con tepocatas (que para los que no lo sepan son las crías del renacuajo); su florido lenguaje lo hizo ser gracioso y hasta le ganó adeptos, pero su suprema ignorancia de la historia y hasta de temas comunes, nos permitió a nosotros poder decirle estúpido; Fox al hacer descender a los otros se hizo vulnerable a él mismo.
Cuando formó el gabinetazo, había entre sus integrantes algunos que ni su nombre sabían escribir, les platico de un subsecretario que se llamaba Oscar (y cuando se lo pronuncié me dijo no: Óscar (pues entonces hay que ponerle acento) también de un Director General que sus apellidos eran Ortíz Ortíz y cuando le explicabas que no iban tildados, te respondía que no era ideota (así)
En 2004 una secretaria (de ese gabinetazo) se jactaba de haber permanecido toda la noche esperando…