Ir al contenido principal

El mexicano y México ante el cambio de año

Los mexicanos, optimistas por naturaleza, vemos siempre al nuevo año como un manojo de oportunidades, así en este gráfico se observa que históricamente son muchos más los mexicanos que consideran mejorar durante ese  periodo, de hecho durante los últimos siete años el dato menor corresponde a 2009 (de la macro recesión mundial que además en México se vio incrementada por la influenza.

Bueno, pues para 2014 las expectativas de la población, son casi idénticas a las que los mexicanos teníamos en 2008, paradójico o anecdótico, pero durante el siguiente año a más de la población le fue peor que el año anterior (según su apreciación), de hecho es la peor apreciación personal observada en más de una década.  Ojalá no sea premonitorio.

En cuanto a expectativas personales y nacionales resulta muy interesante la lectura de los datos, pues mientras la principal necesidad personal se refleja en empleo, en ese rubro la seguridad pasa hasta quinto sitio (muy lejano a la persona), pese a que el dato se incrementa de manera sorprendente al pasar de 2.2 por ciento de la población en la encuesta previa a casi el 5 por ciento en esta; pero a nivel país esta se ubica como el mayor anhelo de hecho casi en el mismo nivel que el empleo a nivel individual (sumada con se termine la violencia)

Pero por el contrario, en el dato de país uno de cada ocho mexicanos considera al empleo en segundo término, con lo que se reafirma que mientras que la percepción de seguridad se observa lejos, la de empleo se observa muy cercana; además de que obtuvo el mayor incremento en términos reales y relativos respecto del dato del año pasado.

Un dato muy revelador de la encuesta es que TODOS los estratos poblacionales marcan menor expectativa de mejorar respecto de la encuesta previa.

Curiosamente a mayor nivel de estudio más es la desesperanza de mejora; son los estratos medios en cuanto a su ingreso (estatus) los que han dejado de sentir mayormente posibilidad de mejorar y de manera curiosa (pero muy reveladora) los jóvenes y ancianos muestran mayor contracción al respecto.  Quizá sólo sea por cuestión de conocimiento, pero muy seguramente en todos los casos es por su nivel de análisis de la realidad.

En resumen, la expectativa de un mejor año en 2014 es hoy tan similar a la de 2008 y quizá el resultado sea muy cercano al de 2009.

Reiteradamente he señalado que hoy los mexicanos están mucho más preparados para enfrentar un abrupto y que son las capas estudiadas de jóvenes, que se han quedado al margen del “desarrollo” las que se encaminan a dirigir el cambio, hoy sumo a los viejos que han dejado su vida en la esperanza de un mejor futuro y s encuentran casi devastados por la inclemente realidad.

Esa franja de población que hoy considera atacar a la violencia (que seguro es la de mayor ingreso y edad media) la verá a la puerta de su casa, convivirá con ella, producto de su tolerancia a las “políticas” de estado.


SALUD

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿De qué se sorprenden?

Cuando Fox andaba de campaña, de manera campirana, de forma común, en un lenguaje entendible nos dijo que los hombres del gobierno no eran dioses, los llamó rateros, les dijo víboras, los comparó con tepocatas (que para los que no lo sepan son las crías del renacuajo); su florido lenguaje lo hizo ser gracioso y hasta le ganó adeptos, pero su suprema ignorancia de la historia y hasta de temas comunes, nos permitió a nosotros poder decirle estúpido; Fox al hacer descender a los otros se hizo vulnerable a él mismo.
Cuando formó el gabinetazo, había entre sus integrantes algunos que ni su nombre sabían escribir, les platico de un subsecretario que se llamaba Oscar (y cuando se lo pronuncié me dijo no: Óscar (pues entonces hay que ponerle acento) también de un Director General que sus apellidos eran Ortíz Ortíz y cuando le explicabas que no iban tildados, te respondía que no era ideota (así)
En 2004 una secretaria (de ese gabinetazo) se jactaba de haber permanecido toda la noche esperando…

Moreno futuro de edoMex

Antes que cualquier cosa, esto no es una encuesta, tampoco está basado en conocimientos profundos y “serios” de la población de esa entidad federativa; es un simple análisis estadístico (muy fragmentado) a nivel sección electoral (hasta donde se puede) con datos del IEEM (que por cierto carece de una absoluta falta de ética y sistematicidad en la presentación de sus resultados electorales) desde 1990 y hasta 2015.
Después, para todos aquellos que hablan de voto duro de los partidos políticos (como si supieran de lo que hablan) les puedo decir que hay secciones electorales que en las tres elecciones 1996 Diputados locales, 1999 Gobernador y 2000 Diputados locales ganan los tres partidos políticos “mayoritarios” hasta con una diferencia de 25 puntos porcentuales entre una y otra; sin mayor explicación que la que ya señalé en Cuajimalpa, tierra del crimen organizado.
Empecemos por señalar que el edoMex es la entidad federativa con el mayor padrón electoral del país (por eso resulta tan imp…

Simplemente nos sale bien (es nuestra naturaleza)

Pensaba dejar descansar al peñejo, pero ni cómo ayudarlo, dicen que dijo “ni un presidente, ni yo me levanto pensando como joder a México” … “es más ningún gobernador se levanta pensando como robar, simplemente es parte de nuestra naturaleza” (debió haber concluido); me acordé tanto de la fábula del alacrán y la rana, lo vi tan vívido, que no podía parar de reír (aunque esto no es cosa de chiste) y haya querido parecer "chistoso"
Pues como dijo algún comentarista de radio: “se puso de a pechito”, para rematar diciendo: “habrá alguien que cuide su imagen” y como dije antes el idiota del pueblo sigue lucrando con su “aparente” estupidez, él desde la campaña dejó claro que estaba “invirtiendo” para recuperar su inversión con creces, él como muchos de los gobernadores (de todos los partidos políticos) buscan a sus “amigos”, se ponen de acuerdo con los verdaderos poderes para que les apoyen con recursos y a cambio les “ofrecen” algunos negocios para reponer sus “apoyos
Ya desde la…